Nueva Rumasa, ¿llueve sobre mojado?

Últimamente se ha vuelto a hablar del archiconocido señor José María Ruíz Mateos, y esto ha sido por el delicado momento económico por el que pasa la Nueva Rumasa.

Me gustaría recordar al lector que no hace demasiados meses acudíamos a una amplia campaña publicitaria en la que se mostraba una oferta de adquisición de valores de las empresas de este señor, por medio de pagarés a partir de cincuenta mil euros -¡uf! cantidad nada despreciable para un pequeño inversor, que no para grandes inversores ya que estos no invierten así, créanme-.

Cierto es que mi primera impresión fue la de «en menudo lío se van a meter estos porque esto es «tó mentira seguro», si no, no lo anunciarían en televisión», para a renglón seguido decir, «hombre si va autorizado por la CNMV y con esa publicidad, no creo que se atrevan a defraudar a los inversores…» ¿Quién me iba a decir a mi que habría una segunda emisión, y que finalmente tendrían que reconocer que no hay dinero, que las empresas no son viables (al menos el 80% de ellas) y que simplemente fue un espejismo, que han vuelto a fracasar? Pero esta vez, sin expropiación. Esta vez, ha sido el mercado puro y simple. Las condiciones actuales de competitividad son las que han hecho caer a esta familia tan controvertida para muchos, heroica para otros, y detestable para el resto.

Hasta aquí la historia va. Pero es que una noche, como espectadora, escuché una mesa de debate en la que, precisamente, el objeto de debate era si esta familia sufría una persecución política, o por el contrario eran unos nefastos empresarios.

Aunque ya tendría una respuesta perfectamente decantada, no puedo apresurarme porque destriparía el final.

La cuestión es que, aunque intenté escuchar con atención esperando que alguien deslumbrara con alguna lapidaria información para volcar la balanza sin remisión, lo que encontré fue precisamente que algo tan sencillo como esto supusiera un cruce de frases y acusaciones estúpidas según los colores de los tertulianos. Y es que es verdaderamente horrible una conversación tan escasa de nivel, tan soez incluso, cuando hay realmente un montón de datos interesantes y verdaderamente analizables que un espectador desea escuchar, y no una manada de gatos callejeros con muy poco perfume y mucha halitosis, porque realmente apestan. Y digo esto porque ya me parece un insulto que un señor hable del patrimonio neto de una entidad que ha solicitado un concurso de acreedores en los tiempos que corren, después de haberse endeudado con un importante número de inversores privados toda vez que se agotaron las vías bancarias por no haber activo que «empeñar» más. Por supuesto, hablar de activos es intentar correr una cortina de humo del todo innecesario.

Esto no es ni más ni menos lo que suelen hacer los empresarios en nuestro país: acaban hipotecando hasta sus abuelas para proseguir con su actividad, a pesar de que los técnicos especialistas les dicen que esa no es solución, que la solución sigue otras vías. Pero da igual, son como «don Erre que erre».

Volviendo al debate, insisto en la falta de cualificación, y de no ser así, desde luego lo que faltaba era verdad y transparencia, porque esta servidora no se cree que no hubiera en esa mesa nadie que pudiera discutir sobre el patrimonio neto, sobre la situación de los inversores con claridad y no diciendo simplemente entre lineas que no iban a cobrar ni un duro. ¿Pero qué falta de respeto es esta? ¿Que no puede un tertuliano justificar que esos inversores algo sabían porque no hay duros a cuatro pesetas? No señores, que eso se dice en su casa, pero no ante dos o tres millones de espectadores y un montón de damnificados. Debería darles vergüenza y disculparse por la falta de nivel de ese debate y, por supuesto, por lo desafortunado de su contenido. ¿Qué pasó con el tema de «forum filatélico? ¿Estos no querían duros a cuatro pesetas? ¡Venga ya!, que necesitamos a gente crítica y constructiva, no a partidistas y niñatos igualmente partidistas incapaces de emitir un pensamiento propio y meditado hasta las últimas consecuencias. ¡Quédense en su casa, por favor, para que el próximo día no me sienta insultada por su vacío de conocimientos y pueda hacer zapping con total tranquilidad sin que me ataque el insomnio por su estupidez.

Realmente lo más molesto es ver como faltan a la verdad y no cuentan lo que realmente sí que saben, por ejemplo, el organismo de control de la veracidad de la publicidad -órgano que parece del todo invisible, pero que debería ser responsable de haber emitido esa oferta publicitaria si ya sabían que no era ajustada- que ya debería conocerlo. Pero como fueron amenazados las diferentes cadenas con la retirada de publicidad, pues no pasa nada, eso que sí lo sabían todos loes tertulianos de la mesa lo pasaron muy de puntillas. Como en este país nunca pasa nada, pues a emitir, y a enganchar a unos cuantos de miles de espectadores no inversores profesionales. Porque si no no se emitiría a las horas a las que se emitió. Estaba todo perfectamente estructurado, y además con la connivencia y el conocimiento de quien ahora ataca al Sr. Ruiz Mateos con los más variopintos insultos.

Pues no señores, si es un sinvergüenza porque no ha devuelto a sus inversores el dinero a su vencimiento esto es así y se tiene que decir, con el mismo ahínco con el que debería decirse de todos los demás, a saber: Diaz Ferrán, Martinsa- Fadesa, Trampolin Hills, y todos los pequeños empresarios que llevan a la ruina a quien se cruza en su camino.. etc… o ¿es que además de sufrir los desmanes de esta gente solo unos pocos son malos y los demás son buenos? Seguro que ninguno de ellos vive con mil euros al mes por mucho concurso de acreedores que tengan encima.

No valen alardes de los muchos empleados que tienen, si estos no cobran su salario a final de mes. Porque puedes tener muchos empleados y llevar a la ruina a todo un sector auxiliar que te sirve materia y al que no pagas, y eso tampoco está bien. Tampoco vale si hay una cruzada porque está todos los días en los medios. Eso no es real señores. El que convocó una rueda de prensa con sus hijos en las alas fue este señor. Él hizo la llamada para dar su anuncio intentado dotar de dignidad algo realmente burlesco e insultante. Poca presencia en los medios hay para la que se merecen hechos como estos. ¿Pero cuántos más deben de darse para que en este país nos demos cuenta de que es insostenible? Pero es que parece que esto no le preocupa a nadie, ni a Gobierno ni oposición, ni parlamentarios, pero la cúpula del Gobierno (que tampoco vive con una prestación de cuatrocientos euros tampoco le importa). Si no ¿por qué no se nos ha informado de los fondos europeos por asuntos de la PAC que vamos a tener que devolver, y que ascienden a la friolera de 530 millones de euros -reclamados por la Comisión mediante una liquidación de reembolso a algunos países miembros entre los que está España por utilizar procedimientos inadecuados de control? Y tampoco se dice nada.

Desde luego, vamos a tener que echarnos a temblar cuando alguien diga, aunque sea, «Buenos Días».

En cualquier caso seguiremos hablando de estos asuntos en cuanto se filtre más información, por cuanto queda mucho por decir y sobre todo por informar. De momento ánimo a todos aquellos que esta vez no se han librado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s