El empadronamiento: el gran enemigo de los impuestos

Hay que ver lo contentos que nos ponemos cuando un español entra a formar parte de la élite del deporte. Sobre todo cuando hablamos de categorías donde no es muy habitual. Nos llena de orgullo y satisfacción, los seguimos, los apoyamos, nos hacemos eco de sus victorias y nos molestan como a ellos sus derrotas. Los hacemos ídolos de masas y compramos lo que nos anuncian. Pero, ¿qué hacen ellos por nosotros?

Ellos se forjan sus carreras, firman contratos millonarios, levantan el pabellón, llevan nuestra bandera y nuestro himno por cuantas victorias consiguen a lo largo y ancho de este mundo,… pero entonces, ¿por qué un número importante no tributa en nuestro país? ¿Por qué, a pesar de usar la bandera y la nacionalidad, fijan sus residencias en el extranjero?

¿Realmente es tan importante la presión fiscal, para que huyan despavoridos a pasar las fronteras como alma que lleva el diablo a Mónaco, Suiza o Reino Unido?

Veamos. Nosotros pagamos por norma general los siguientes impuestos; pagamos el IVA en cada compra de bienes y servicios que se realizan en nuestras fronteras; pagamos el ITP y AJD si compramos un inmueble, y las plusvalías si vendemos; pagamos el IPRF con las retenciones que nos practican cada mes en nuestra nómina, más lo que resulta del cómputo anual del mismo impuesto; pagamos también el impuesto de matriculación si compramos un vehículo, y si ya lo tenemos pagamos el vehículos de tracción mecánica de nuestro ayuntamiento; pagamos igualmente los impuestos municipales de recogidas de basuras, alcantarillado etc.

Y todo eso lo hacemos con un salario medio de poco más de mil euros. La cuestión es que, visto así… ¡mira que buenos y qué solidarios somos los españoles que pagamos todo eso para tener hospitales, carreteras, colegios, funcionarios, políticos…! ¿Por qué entonces ellos no contribuyen en la proporción que les pudiera corresponder?

¿Cómo se puede entender que una personalidad del deporte -ídolo de masas- ganador de un premio Príncipe de Asturias, como lo es Fernando Alonso, prefiera tener su residencia fijada en Suiza, siendo español, cobrando lo que cobra, y no contribuya mínimamente al Fisco español, que sí lo haga en otro país como lo es Suiza? Pero, y no es una crítica, que conste que habla un fan de este campeón, pero ciertamente es para reconsiderarlo. Como él hay múltiples ejemplos, del mismo país de acogida o adopción como Pedro Martínez de la Rosa, Óscar Freire. En otros países como el Reino Unido, Carlos Checa y Dani Pedrosa, En Andorra Jorge Lorenzo, en Mónaco Félix Mantilla, y una larga lista.

Desde luego que esto merece una reflexión: ¿qué es lo que pasa? ¿No podrían existir alternativas? Conociendo a la Agencia Tributaria -que, aunque siendo todos, ya sabemos que no es amiga de nadie-, ¿no debería replantear su política fiscal a efectos de no expulsar sistemáticamente las fortunas fuera de España? No es que signifique que vayan a repartir sus recaudaciones pero, ¿no resulta vergonzoso que no puedan vivir normalmente con sus cuentas aquí? ¿Por qué les atraen tanto determinados destinos? Bueno, a eso es fácil responder, se llaman paraísos fiscales, pero ni tanto ni tan calvo.

Si la Agencia Tributaria no perdona una, y si es tan amiga de recaudar, tampoco nos consta que persiga cuantos días al año permanecen estas personas en territorio nacional, simplemente están empadronados en otros países donde residen más de ciento ochenta días al año, pero tampoco tendrán un detective, simplemente su documento de empadronamiento, con otro nombre claro, y ya está, sin conflictos con Hacienda.

Aunque esto sea así y lo vaya a seguir siendo, entendemos que merece una reflexión mucho más amplia que la dada aquí. Pero sería muy interesante saber no sólo el motivo por el que no existe un régimen alternativo no confiscatorio (a los ojos del que paga y no del que recibe) de un sistema fiscal para, no sólo recaudarles sus impuestos (motivo nada despreciable en una época en la que somos nosotros los que, además, tenemos que asumir una subida de impuestos para que otros lleven la bandera), sino que ejerzan y contribuyan como españoles.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s